El Rincón de Galadras

= PUBLICIDAD =




















Rentabiliza tu sitio!


Martes, 27 de mayo de 2008

Ante todo debo dejar claro que para cualquier proceso de adivinación, ya sea a través de las velas, el fuego o cualquier otro, debemos mantener una actitud muy rigurosa, respetuosa y seria con lo que estamos haciendo.

Cuando mencione altar, me refiero a un lugar íntimo, personal y dedicado a poner todos los elementos del proceso adivinatorio. Aunque hay muchas tendencias que relacionan las velas a una determinada religión, no es mi caso, ya que el fuego es muy anterior a cualquier tipo de religión tal y como las conocemos hoy en día.

Las velas si están relacionadas con creencias espirituales, con fuerzas etéreas e invisibles. A partir de aquí cada cual puede asociarlas con su propia creencia y fe.

En cualquier caso, el adivino debe comprender que no está realizando un juego, sino una práctica de sensibilidad que puede llegar a conectarle con lo que a veces se denomina insondable. Debemos entender que las velas y el fuego son una serie de entidades vivas que proyectan y reciben todo tipo de energía. Por ello a la hora de realizar cualquier forma de oráculo precisaremos de:

1.- Un lugar apropiado para trabajar con comodidad. Como ya comenté en el artículo anterior, debe ser un espacio personal, íntimo, donde nos sintamos los únicos dueños y señores y podamos condensar nuestra conciencia y nuestra proyección mental interior.

2.- Necesitaremos una superficie, un altar. Una mesa por ejemplo, pero siempre es recomendable que sea el mismo soporte para todos los oráculos que realicemos, salvo que en algún caso se diga lo contrario.

3.- Diversos tipos de velas. En general siempre dispondremos de una vela blanca y una negra. La blanca para proyectar positividad sobre el ambiente y la negra para para absorber  las negatividades.

4.- Además de las velas anteriores, dispondremos de una vela relacionada con el signo zodiacal de la persona que consulta, para que exista mejor conexión energética. La siguiente tabla es orientativa, como ya dije, es preferible usar una vela del color que más nos atraiga o que nos guste de forma especial. Pero bueno, ahí teneis una orientación:

Aries: Dorada

Tauro: Azul claro

Géminis: Amarilla

Cáncer: Blanca

Leo: Naranja

Virgo: Rosa

Libra: Azul oscuro

Escorpión: Roja

Sagitario: Lila

Capricornio: Marrón

Acuario: Verde

Piscis: Gris

PASOS A SEGUIR
En primer lugar, salvo otras indicaciones, será necesario encender las velas blanca y negra, siempre con cerillas de madera (en su defecto, se puede encender un trozo de papel y usar éste). Una vez hecho esto, nos debemos relajar durante unos minutos, respirando profundamente, oxigenando la mente y vaciándola de todo lo que no sea el proceso de adivinación.

El consultante, debe relajarse también y centrarse en la idea que desea consultar, centrando su mente en las preguntas que posteriormente planteará al oráculo. Las preguntas deben ser claras y concretas y se deben emitir antes del proceso de adivinación.

El adivinador visualizará algún tipo de imagen que pueda relacionarse con lo comentado o consultado y después comenzará su práctica adivinatoria, encendiendo con cerilla de madera la vela destinada a tal fin y realizando si lo desea invocaciones u oraciones según sus creencias.

Una fórmula pudiera ser:

"Espíritus del fuego sagrado que alumbra esta vela, protegida por estas velas blanca y negra, os pido que vuestra energía suprema me alumbre y de fuerza para obtener una respuesta adecuada".

Evidentemente, aquí lo ideal es que cada uno personalice su fórmula y no siga una en concreto que en el fondo no comparte demasiado.

Tras la invocación procederemos a realizar la adivinació según el sistema que hayamos escogido para la consulta.

De los diversos sistemas de adivinación con velas, deberemos escoger previamente el que más se ajuste a nuestras necesidades, con el mejor conectemos o aquel que nos "diga" más cosas y más claramente. con la práctica vereis como según el estado de ánimo o el tipo de consulta pedida, utilizaréis uno u otro.

En el próximo artículo comenzaremos con el sistema de adivinación a través de las llamas.


Publicado por sagnasebar @ 20:55  | Esoterismo
Comentarios (1)  | Enviar
Comentarios
Amigo galas, me llam? la atenci?n el ritual de las velas, me dije porqu? no? As? que provista de todo lo necesario inicie el proceso casi con ansiedad, ilusionada? creo que si, pero supongo que se necesita mucha mas concentraci?n de la que mi mente despistada pose? y no me di? el resultado esperado, te prometo volver a intentarlo y si consigo algo, lo dejare descrito en un comentario. Sigue asi, este mundo es apasionante aunque dif?cil de creer.
Un besote
Publicado por angie
Viernes, 20 de junio de 2008 | 17:22